domingo, 13 de octubre de 2013

Fecha 11: ITALIANO 1 – EXCURSIONISTAS 0. Ganó en la adversidad

Después de mucho tiempo, Sportivo Italiano logró alzarse con una victoria, aunque para eso tuvo no solo que batallar contra su rival de turno, Excursionistas, sino también contra algunos fallos arbitrales que le jugaron en contra.
Drago intervino muy bien ante un cabezazo de Garcete cuando solo se jugaban cinco minutos y en la jugada siguiente Martínez se fue rápido por derecha hasta el fondo y lanzó un centro pasado que Di Biasi terminó mandando al fondo de la red para poner arriba al Azzurro.
A partir de allí, el trámite fue completamente favorable al conjunto de Mario Rizzi, exponiendo un juego muy punzante del medio hacia adelante. Fue muy buena la proyección de Martínez por el carril derecho y también la labor de Di Biasi por el sector opuesto, mientras que Rojano se mostraba ágil por todo el frente de ataque.
Todo transcurría a la perfección, pero el juego comenzó a friccionarse con el consentimiento del árbitro, que dejaba seguir en lugar de cobrar lo que eran faltas muy claras, hasta que a los 18 decidió mostrarle la roja a Di Biasi y a Viqueira, dejando a ambos con diez.
El mediodía era cálido, pero Monsalvo se encargó de levantar aún más la temperatura cuando a los 37 expulsó a Kissner, mientras este protegía a su compañero Ostapkiewicz que estaba caído en el piso a raíz de una lesión en la rodilla. Sin dudas que el local se vio perjudicado y fue por eso que los hombres de negro se transformaron en el centro de atención y los receptores de todo tipo de reproches e insultos por parte de los presentes.
El uno azzurro entró en acción nuevamente para desviar un cabezazo de Garcete por encima del travesaño y en el área de enfrente su colega se quedaba con un remate de Rojano para cerrar el primer tiempo con la mínima ventaja a favor de Italiano.
Luego del descanso, Excursionistas se la jugó con dos cambios ofensivos para tratar de quebrar a rival que debió modificar el libreto en inferioridad numérica, parando la última línea bien atrás y a Rosa casi sin cruzar el medio.
Además, el azzurro duplicó el esfuerzo y, como la defensa se mantuvo firme, la visita tocó y trasladó la pelota sin poder entrar al área más que por los centros llovidos de Fontenla desde la derecha.
Con el correr de los minutos y con la mente puesta en poder igualar, los del bajo Belgrano se expusieron a algunos los contragolpes que por el cansancio extra del rival en el momento de definir y por las tapadas de Barrera no terminaron transformándose en el segundo gol.
No obstante, el conjunto de Ciudad Evita debió sufrir hasta el último minuto, cuando Drago volvió a intervenir con su acostumbrada seguridad para que Italiano al fin pudiera sumar de a tres luego de ocho presentaciones.