lunes, 15 de abril de 2013

Fecha 31: CADU 0 – ITALIANO 0. Al menos no se perdió

La llegada de Gerardo Garate a la conducción técnica de Sportivo Italiano no evidenció por ahora la recuperación esperada porque si bien no perdió, en el empate sin goles ante Defensores Unidos volvió a mostrar principalmente la falta de juego en ofensiva para que los delanteros lleguen al gol.
El resultado final fue lo más justo para un encuentro en el que ninguno de los dos se diferenció de su rival en cuanto al dominio del balón y en situaciones de riesgo frente al arco. Incluso, por momentos fue como que se cuidaron demasiado para no tropezar.
La primera parte tuvo al azzurro un poco más decidido, pero no más que eso porque solo llegó hasta Bernacchia a través de algunos tiros de media distancia, mientras que al local lo opacaba la imprecisión a la hora de administrar la pelota.
El juego transcurría entre ambas áreas y no dentro de ellas donde se definen los partidos, salvo los tibios los intentos de Soplán, Federico Díaz y Heredia para la visita, más un tiro libre del conjunto celeste a través de Rubén Gómez que Montenegro definió mal.
Escaso fue lo del CADU en ataque y en eso tuvo que ver que Italiano estuvo ordenado atrás y pudo controlar muy bien al peligroso tridente integrado por Flegenal, Lema y Miranda Moreira.
Tras el descanso quisieron sacarse la modorra inicial y a los pocos segundos Miranda Moreira probaba por arriba del travesaño, mientras que a los dos minutos sería Federico Díaz quien se perdería la chance de abrir el marcador cuando un defensor desvió su remate al córner.
El ex delantero de Luján volvería a asustar de media vuelta tras una jugada colectiva entre Yair Rodríguez y Heredia por derecha, pero el local no se quedaba y con más garra que juego y mediante jugadas de pelota parada buscaba los caminos para desnivelar.
A los 26 Diduch definió alto tras una combinación entre Mariano Díaz, Zalio y Soliño por izquierda, pero dos minutos después Ostapkiewicz casi vence su propia valla al intentar despejar un contragolpe y la pelota afortunadamente terminó en las manos de Hourcade.
Por momentos se hizo de ida y vuelta por algunos espacios que se generaron, aunque con el correr de los minutos la paridad se apoderaba del resultado. Aunque antes del pitazo final, entre Steinbach y Mendoza evitaron casi en la raya lo que pudo ser el triunfo del conjunto de Di Giuli.